Contacto

C/ El Arco, nº 2

Entreplanta - Despacho nº 4

37002 - Salamanca

Telf. cita: 923 060469 

Mvl. 665 376 322

  • Facebook Social Icon
  • Instagram Social Icon

Financiación

 Directa

© 2018 - Derechos legales reservados sobre los contenidos de esta página.

REJUVENECIMIENTO FACIAL

 

Lifting facial

 

La intervención quirúrgica conocida como Lifting, tiene otras denominaciones: ritidectomía o estiramiento facial, son términos que se pueden aplicar a diversos procedimientos quirúrgicos destinados a elevar y tensar la piel de la cara o del cuello, eliminando o disminuyendo las arrugas con el fin de conseguir una apariencia más juvenil.

 

Con el proceso de envejecimiento la piel de la cara sufre las inclemencias del sol y del frío, se va deteriorando su elasticidad y su estructura, se vuelve flácida y laxa, en este proceso influyen también los factores hereditarios, el tipo de piel y la estructura ósea del paciente.

 

La grasa subcutánea, especialmente en las mejillas, se atrofia y el rostro se “adelgaza”, las facciones se afilan y el paciente aparenta más edad de la real.

 

Con esta intervención podemos elevar estos tejidos flácidos y caídos, en las mejillas, reborde mandibular, así como las regiones perioculares. 

 

¿Cómo son las incisiones?

Las incisiones de esta intervención se realizan sobre la zona del pelo, en el margen de entrada del conducto auditivo externo y siguiendo la línea de implantación del cuero cabelludo. A través de estas incisiones se despega la piel facial para poder tensarla y colarla en una posición más elevada, este procedimiento nos permite también eliminar la piel sobrante. 

 

Además de actuar sobre la piel y la grasa facial podemos actuar sobre los músculos que han quedado flácidos, como el platisma del cuello y reposicionarlos de forma firme.

 

¿Cuánto dura la intervención?

La duración de la intervención varía entre 2  y 2,5 horas. Se realiza bajo anestesia general y normalmente el paciente permanece ingresado 2 jornadas en el hospital. Tras el alta hospitalaria deberá seguir unas instrucciones postoperatorias en su domicilio y estará en contacto telefónico en todo momento con la doctora.

 

¿Cómo es la recuperación?

Tras la intervención es habitual que aparezcan algunos cardenales, hinchazón en la cara, acorchamiento y sensación de tirantez, síntomas que irán mejorando en los días siguientes, hasta alcanzar su aspecto más definitivo pueden transcurrir entre 2 y 4 semanas.

 

Habitualmente el paciente deberá llevar una prenda de compresión durante una semana. 

 

Su función es mantener la piel en su correcta posición para su cicatrización y aplicar una presión continua que ayude a eliminar la inflamación.

 

 

Lifting cervical

 

El cuello no engaña.  La cara y especialmente el cuello son áreas anatómicas que delatan el paso del tiempo, la elasticidad de la piel va disminuyendo, los músculos y la grasa confieren al cuello un aspecto de papada, bandas verticales “platismales” o pliegues longitudinales que se extienden desde el mentón hasta la clavícula dando un aspecto de envejecimiento difícilmente disimulable.

 

El lifting cervical combina varios procedimientos quirúrgicos destinados a eliminar los cúmulos grasos mediante liposucción selectiva, interrupción de las bandas tratando el músculo platisma y tensado de la piel y tejido subcutáneo que se reancla en la posición correcta, dejando la piel firne y mejorando el perfil mento-cervical.

 

 

Minilifting MACS lift

 

Esta técnica quirúrgica es una variación del lifting facial menos agresivo que el lifting convencional. Se define como Minimal Access Cranial Suspension Lift (MACS LIFT), supone un paso más en la técnica de rejuvenecimiento facial de forma más segura, con una incisión más pequeña y una recuperación mucho más rápida.

 

La técnica consiste en realizar una incisión simple en el margen de inicio del pelo en la zona de la patilla y preauricular, se diseca la zona de la mejilla y la piel delante del pabellón auricular, después se actúa a nivel muscular tensando los músculos con unos puntos especiales que se fijan en la zona del pómulo hasta conseguir el efecto de firmeza y naturalidad que buscamos, por último extirpamos la piel que sobra y suturamos la incisión con sutura intradérmica y reabsorbible que no requiere ser retirada.

 

Esta técnica puede realizarse bajo anestesia local y sedación profunda o bajo anestesia general, se tarda aproximadamente 2 horas y lo habitual es que el paciente permanezca ingresado la primera noche postoperatoria. Tras el alta se entregan unas instrucciones postoperatoria y dispondrá de contacto telefónico con la doctora en todo momento.

 

 

Tratamiento de Líneas de Expresión.

 

La infiltración de la Toxina Botulínica permite corregir temporalmente las arrugas de expresión facial.  Este efecto se consigue porque relaja los músculos y evita que se contraigan, eliminando las arrugas o suavizándolas.  El resultado es una piel lisa y una gran atenuación de las arrugas, especialmente en la mitad superior del rostro.

 

Las zonas de aplicación más habituales son la zona frontal, el entrecejo y las arrugas de expresión del canto externo.

 

Ventajas de la toxina botulínica.

 

Se puede aplicar sin necesidad de anestesia, no provoca ningún tipo de cicatriz. Puede aplicarse en cualquier época del año. No está contraindicado con la exposición al sol. Los resultados son inmediatos, apreciándose los mejores efectos entre el tercer y el quinto día, siendo definitivos 15 días después. Elimina las arrugas proporcionando un aspecto más relajado y juvenil a la expresión de la cara.

 

¿Cuánto duran los efectos de la tóxica botulínica?

Depende de la cantidad y localización de la toxina infiltrada, en una primera aplicación el efecto puede mantenerse aproximadamente 6 meses, en posteriores aplicaciones el efecto se va manteniendo durante más tiempo por lo sólo se precisará infiltraciones de mantenimiento espaciadas.

 

Otras indicaciones de la toxina botulínica.

La toxina botulínca se emplea para tratar otros problemas como la HIPERHIDROSIS (excesiva sudoración), distonías focales (tics), espasticidad (presente en pacientes con parálisis cerebral).

 

 

Infiltración de material de relleno

 

Infiltración de ácido hialurónico

 

El ácido hialurónico es una sustancia que se encuentra presente en el cuerpo de forma natural. Es una molécula con la propiedad de retener el agua consigo misma, por ello contribuye a hidratar la piel, proporcionar tersura y aportar un aspecto radiante al rostro.

 

Esta molécula va siendo cada vez más escasa en el organismo por efecto del envejecimiento, la piel aparenta más seca.  El ácido hialurónico infiltrado en las zonas estratégicas del rostro aporta hidratación, con resultados muy naturales y duraderos.  Es una sustancia reabsorbible, por tanto sus efectos estéticos no son permanentes.

 

¿Cuánto dura el resultado obtenido con la infiltración?

El ácido hialurónico puede tener distintos grados de reticulación, esta propiedad le confiere mayor o menor duración y todo ello en dependencia de la profundidad de la infiltración y de las zonas donde se infiltre, por ejemplo en la pequeñas arrugas del labio superior (el llamado “código de barras”) la infiltración es más superficial que en la líneas de expresión de la frente donde se puede utilizar mayor reticulación y profundidad.

 

Otros factores que influyen en la duración de los efectos son la edad, la calidad de la piel y el estilo de vida.

 

Los resultados son inmediatos, se perciben nada más salir de la consulta.

 

 

Lipoimplantes

 

¿Qué es el lipoimplante?

Es una técnica de rejuvenecimiento que permite rellenar con grasa del propio paciente aquellas zonas con atrofia de los tejidos que producen un aspecto de envejecimiento o excesiva delgadez.

 

El lipoimplante presenta la gran ventaja sobre otro tipo de material de relleno la biocompatibilidad total de los tejidos ya que es la propia grasa la que se infiltra, no existe posibilidad de reacciones alérgicas.

 

La infiltración de la grasa se realiza en las zonas de arrugas o surcos de expresión profundos, como el surco nasolabial, los pómulos, el margen mandibular o la mejilla.  Permite corregir o atenuar problemas severos de atrofia facial (lipoatrofia) producidos por diversas causas (farmacológicas, cicatrices,….etc), también mejorar la definición del óvalo facial o suavizar facciones demasiado angulosas.

 

¿Qué problemas pueden tratarse con lipoimplantes?

  • Lipodistrofia facial en VIH

  • Aumento de pómulos

  • Mejora del contorno mandibular

  • Relleno de surcos nasolabiales y peribucales

  • Engrosamiento del pene

 

¿Cómo se realiza esta técnica?

El primer paso es extraer la grasa de otra zona corporal, las zonas “donantes” más habituales son la abdominal, cartucheras, o cualquier zona con exceso de grasa.  La extracción de la grasa se realiza con una cánula especial que no destruye las células grasas, esta grasa se trata para conseguir un concentrado de adipocitos y por último se inyecta en las zonas receptoras utilizando unas finísimas cánulas que respetan los tejidos circundantes.

 

Estos implantes de grasa ya infiltrados tienen que “prender” en la zona receptora, aproximadamente un 60 % de la grasa aportada prende aportando un volumen permanente.

 

El tipo de anestesia que se requiere es local para la zona donante y la receptora.  En los pacientes que precisen un gran volumen de relleno o las zonas a tratar sean extensas puede ser necesaria una anestesia más profunda (epidural, o general).

 

¿Cuánto tiempo de ingreso hospitalario se precisa?

Habitualmente es una técnica ambulatoria. En los casos en los que se precise anestesia general o sedación profunda, se aconseja al paciente que permanezca una noche en la clínica. Al alta hospitalaria se le entregan al paciente las instrucciones postoperatorias para seguir en su domicilio y permanecerá en contacto telefónico permanente con la doctora.

¿Cómo es el postoperatorio?

 

Tras el tratamiento, la zona tratada estará tumefacta, hinchada y levemente dolorida.  El paciente percibirá exceso de volumen, esta sensación va cambiando con el paso de los días, y el aspecto mejora totalmente hasta adquirir la apariencia definitiva en aproximadamente 2 semanas.

 

 

Plasma rico en plaquetas

 

La utilización de los Factores de Crecimiento y Proteínas con actividad biológica supone un avance en la medicina estética. Tienen por objeto favorecer la regeneración de los tejidos y frenar el envejecimiento de la piel.

 

La tecnología del PLASMA RICO EN FACTORES DE CRECIMIENTO lleva mas de una década en constante evolución y desarrollo, lo que convirtió a este procedimiento en un preparado bioseguro, biocompatible y estandarizado en las terapias de rejuvenecimiento facial.

 

Un estudio minucioso de los procesos de reparación tisular permitió descubrir la importancia y el papel fundamental que juegan las plaquetas.  Sabemos que son reservorios fisiológicos de FACTORES DE CRECIMIENTO y proteínas, esto es, unidades funcionales potencialmente interesantes por su gran contenido en mediadores biológicos.

El secreto del éxito terapéutico radica en la correcta obtención, activación y aplicación de las plaquetas y sus factores de crecimiento. Para ello se requiere personal especializado y cumplir con las normativas de la leu de manejo de sangre.

 

Los resultados de las investigaciones más recientes indican que se podría interrumpir o al menos retrasar el envejecimiento de los tejidos.

 

¿Qué es el PLASMA RICO EN FACTORES DE CRECIMIENTO?

Es un derivado de la sangre del propio paciente.  Las plaquetas que viajan por la sangre están repletas de unas proteínas llamadas “FACTORES DE CRECIMIENTO”.  Estos factores tienen la capacidad de acelerar la reparación de tejidos como el cartílago auricular, tendones y músculos.

 

Paso a Paso:  el personal especializado en esta técnica extrae una muestra de sangre del paciente, tras su procesamiento mediante la tecnología adecuada, aíslan las plaquetas y se activan los factores de crecimiento. Una vez obtenida esta preparación se inyecta en la zona a tratar.

 

Por provenir de la sangre del mismo paciente es un producto seguro, no tóxico, sin posibilidades de rechazo ni contagio de enfermedades infecciosas.  El PLASMA RICO EN PLAQUETAS bloquea la degradación del colágeno y estimula la regeneración del mismo.

 

APLICACIONES DEL PLASMA RICO EN PLAQUETAS

 

Son numerosas las aplicaciones del Plasma Rico en Plaquetas, debido a su capacidad de reparar tejidos como el cartílago articular, músculo, tendones y especialmente LA PIEL.

 

Se requieren entre dos o tres sesiones consecutivas de plasma rico en factores de crecimiento para conseguir su efecto óptimo, no obstante la respuesta personal al tratamiento debe evaluarse y valorar si es preciso aplicar uno o más sesiones.

 

Por tratarse de la dermis localizada debajo de la piel la técnica de aplicación de estos factores es casi indolora.

 

La aplicación del PLASMA RICO EN PLAQUETAS lleva realizándose con total seguridad en diferentes países y miles de pacientes, es absolutamente segura en manos especializadas y sus resultados son más que alentadores.